< Volver

Origen nombre Barcelona Sants

El tren de alta velocidad de Renfe, conocido como el AVE (Alta Velocidad Española), es un servicio de pasajeros de alta velocidad que conecta las principales ciudades de España. El objetivo de Renfe con el AVE es ofrecer un servicio cómodo y rápido, permitiendo a los viajeros llegar a sus destinos en un tiempo reducido.

El AVE comenzó a operar en 1992, con la inauguración de la línea Madrid-Sevilla. Desde entonces, se ha expandido a otras ciudades importantes de España, como Barcelona, Valencia, Málaga y Bilbao. Actualmente, el AVE tiene una red de más de 3.000 kilómetros de vías y sirve a más de 50 destinos en toda España.

Los trenes AVE son trenes de alta velocidad que viajan a velocidades de hasta 350 km/h. Esto permite a los viajeros llegar a sus destinos en un tiempo reducido en comparación con otros medios de transporte. Por ejemplo, el viaje en tren desde Madrid a Barcelona, que dura aproximadamente 6 horas en coche o autobús, solo dura 2 horas y 30 minutos en tren AVE.

Los trenes AVE están equipados con una serie de comodidades para mejorar la experiencia del viajero. Los asientos son cómodos, con espacio suficiente para las piernas y reposacabezas ajustables. También hay un servicio de bordo que ofrece comida y bebida a bordo, así como servicios de entretenimiento como música y televisión. En algunos casos, se ofrece conexión Wi-Fi gratuita a bordo.

Además del servicio diurno de AVE, Renfe también ofrece un servicio de tren nocturno llamado "Luna", que permite a los viajeros viajar a través de España durante la noche. Los trenes Luna cuentan con cabinas privadas con literas y baño privado, así como servicios de bordo y entretenimiento. Los viajeros pueden ahorrar tiempo y dinero al dormir mientras viajan en lugar de perder una noche de hotel.

En cuanto a las estaciones de tren de alta velocidad, son diseñadas para brindar comodidad y facilidad de uso a los pasajeros, ofreciendo servicios como estacionamiento, tiendas, restaurantes y servicios de información. Además, la mayoría de las estaciones AVE están conectadas con otros medios de transporte, como metro, autobuses y trenes regionales, lo que facilita a los viajeros llegar a cualquier destino con gran facilidad. Algunas estaciones también ofrecen servicios adicionales, como servicios de consigna, oficinas de cambio de moneda y servicios de accesibilidad para personas con discapacidades.

En cuanto a los precios, el AVE ofrece una amplia variedad de tarifas y opciones de viaje para adaptarse a las necesidades y presupuestos de los viajeros. Hay tarifas básicas, tarifas promocionales, tarifas flexible y tarifas de ida y vuelta. Además, Renfe ofrece descuentos para niños, jubilados y personas con discapacidades.

En general, el tren de alta velocidad de Renfe es una excelente opción para viajar por España, ofreciendo comodidad, rapidez y servicios adicionales para mejorar la experiencia del viajero. Es un medio de transporte seguro, cómodo y sostenible y una excelente alternativa al automóvil. Además, permite disfrutar del paisaje y los paisajes españoles durante el viaje.

Renfe sigue trabajando en mejorar sus servicios y llegar a más destinos. El desarrollo de nuevas líneas de alta velocidad y la modernización de las existentes, para continuar ofreciendo un servicio de alta calidad a los pasajeros y mejorar la conectividad en España.

Puedes aparcar en: 
- El Parking estación de Renfe de Tren de Alta Velocidad de Barcelona Sants
- El Parking estación de Renfe de Tren de Alta Velocidad de Madrid Atocha

Descuento del 6% sólo reservando desde App